Muchas cosas del mundo bridal están cambiando y ya son muchas las novias que apuestan por ramos de novia y decoraciones florales elaboradas con flores preservadas, liofilizadas o secas.
Poseen una gran ventaja sobre las flores naturales tradicionales y es su larga duración.

Se tiende a confundir los términos entre flores secas, preservadas o liofilizadas a pesar de que en todos los casos se busca mantener la flor natural, el mayor tiempo posible, la verdad es que son distintas por los procesos que reciben.

Ramos de novia, decoraciones florales… todo es posible con este tipo de flores, cada día hay más variedades, aunque hay algunas flores, en las que el proceso cuesta más que en otras, es por eso que las rosas son sin lugar a duda las más económicas.

Las flores naturales que llevan agua en sus tallos como las peonias, calas….o los verdes, necesitan un proceso más largo para su liofilizacion o preservación, por ello su precio es más elevado.

Existen 3 técnicas para conservar las flores naturales:

– Flores Secas:

Es la más conocida, se dejan secar por deshidratación de forma natural, colocándolas boca abajo. Una vez completamente secas, las someten a un tratamiento de coloración y fijación para que recuperen parte de su aspecto original.

Las flores así tratadas se pueden utilizar para realizar decoraciones  de aspecto rústico y sencillo. Lo único que al tratarse de flores secas, no es un producto demasiado duradero. Las ramas y tallos se quiebran con facilidad, el color poco a poco se va difuminando y los pétalos acaban desprendidos.

Son mucho más económicas que las Liofilizadas o preservadas debido a que su tratamiento es mucho más sencillo.

 

– Flores Liofilizadas:

La liofilizacion es también una modalidad de secado aunque mucho más sofisticada. El resultado es completamente diferente. Esta técnica consigue que las flores conserven un aspecto natural.

Con la liofilizacion eliminan el líquido de una flor. Se trata, además, de un proceso complicado donde utilizan máquinaria especial.

Antes de iniciar el proceso, se cortan las flores a menudo justo por debajo de la flor  y se colocan en la máquina

Las flores liofilizadas son biodegradables, ligeras y de color natural, es decir, básicamente como la flor natural.

Los verdes y las flores liofilizadas se han conseguido estabilizar mediante un tratamiento basado en la congelación y posterior tratamiento con sílices y tintes anilinas.

– Flores Preservadas:

La preservación es también otra modalidad de secado muy eficaz.La técnica consigue que las flores conserven un aspecto muy natural.

La preservación vegetal es un procedimiento totalmente ecológico, que consiste en sustituir la savia natural por un líquido  de conservación, es 100% biodegradable y se hace cuando las flores presentan su mejor aspecto.

Gracias a esta técnica las flores conservan su imagen estática de la naturaleza, su flexibilidad y su frescura natural.

Belleza Máxima de la que podrás disfrutar durante años.

Esto se consigue de la siguiente forma: Las flores frescas se cortan en su momento de máxima belleza y esplendor. En lugar de dejarlas secar, se las somete a un proceso de rehidratación, sumergiéndolas en una preparación compuesta por glicerina y otros elementos vegetales. Este líquido poco a poco va subiendo por el tronco hasta sustituir completamente a la savia.

Logrando una, Belleza Máxima, de la que podrás disfrutar durante años.

 

– Duración de las flores y verdes:

Las flores preservadas o liofilizadas duran mucho más que las flores secas, aunque necesita unos cuidados :

Hay que evitar la exposición directa a la luz del sol, mantenerlas fuera de lugares húmedos, no mojarlas y siempre han de estar en el interior.

Su mayor peligro es el polvo, ya que no podemos limpiarlas, por eso en ocasiones se protegen en cúpulas de cristal..Lo único que podemos hacer es con extremo cuidado una desempolvada ocasional, preferiblemente con spray de aire, un secador o un paño suave.

Eso si, conservadas en condiciones óptimas pueden conservar  su belleza durante muchísimos años.

Las flores preservadas o liofilizadas se conocen popularmente como flores eternas. Y hay que tener en cuenta que no se puede realizar de forma casera, las indicaciones expuestas que nos han contado nuestros proveedores, son genéricas por que sigue siendo el secreto mejor guardado como lo hacen realmente.

Debido a la gran demanda surgen muchas calidades, pero son pocos los proveedores a nivel mundial, que tienen la calidad exigida para que estas flores tengan el proceso adecuado, unos procesos que son largos y costosos.

Para mi las flores preservadas o liofilizadas son parecidas, depende de la  variedad, me gusta más una u otra. Aunque quizás sean las preservadas las más valoradas.

Son muchas las composiciones florales que podemos crear con estas flores, hay que pensar que no todas las flores naturales existen en flores preservadas o liofilizadas.
Pero aún así las combinaciones son infinitas y el precio depende de cuál sea nuestra elección.

Con estos tratamientos logran crear una belleza natural, sobre todo en colores y texturas.

Una belleza Maxima que podrás disfrutar durante mucho tiempo.

Patricia Pilar Pérez Ejarque